Novedades fiscales de la Ley de emprededores II. INCENTIVOS REINVERSION DE BENEFICIOS


INCENTIVOS FISCALES A LA REINVERSIÓN DE BENEFICIOS.

La ley de emprendedores ha introducido una nueva deducción en el impuesto de sociedades para las empresas que tengan la consideración fiscal de pymes (actualmente las cuya cifra neta de negocios del ejercicio anterior haya sido inferior a los diez millones de euros) y que reinviertan sus beneficios en elementos nuevos del inmovilizado material o inversiones inmobiliarias afectos a actividades económicas. Esta deducción será del 10% cuando la empresa tribute al 25 y del 5% si su tipo impositivo es del 20.

Los requisitos para disfrutar de esta deducción son:

             a) Respecto a los bienes en los que se invierta:

–        Deben ser nuevos

–        Deben ser inmovilizado material o inversiones inmobiliarias.

–        Deben afectarse a una actividad económica.

–        La inversión deberá realizarse en el plazo comprendido entre el inicio del período impositivo en que se obtienen los beneficios objeto de inversión y los dos años posteriores

–        Deberán permanecer en funcionamiento en la sociedad durante 5 años, salvo pérdida justificada, o durante su vida útil si resulta inferior (no obstante no se pierde la deducción si se enajenan los bienes antes y el importe obtenido se vuelve a reinvertir.

b) Otros requisitos

–        Las entidades que apliquen esta deducción deberán dotar una reserva por inversiones, por un importe igual a la base de deducción, que será indisponible en tanto que los elementos patrimoniales en los que se realice la inversión deban permanecer en la entidad.

–        Los sujetos pasivos harán constar en la memoria de las cuentas anuales determinada información sobre la deducción, la reserva y los bienes.